Para informacion gratis, suscríbete:

domingo, 12 de octubre de 2014

Danny Blake Misterios: La Xenoglosia y el caso Benjamin.



La xenoglosia es la habilidad de poder hablar o escribir un lenguaje supuestamente no familiar para un individuo. Supuestamente es un fenómeno paranormal. Se desconoce si existe algún caso real de xenoglosia. Muchos de estos supuestos casos de xenoglosia han sido palabras aprendidas en algún momento de la vida del individuo y olvidadas, el resto son simplemente una jerigonza.
La xenoglosia no se debe confundir con la glosolalia y el don de lenguas, pues estos aunque similares son tres cosas diferentes, desde el punto de vista científico y de fe.

Existen dos tipos de xenoglosia:
  • recitativa: la más común; el individuo dice palabras pero no entiende lo que habla, ni es capaz de conversar en este idioma. Generalmente estas palabras fueron aprendidas y olvidadas.
  • sensitiva o consciente: la persona puede llevar a cabo una conversación en un idioma nunca antes aprendido o conocido.
Un caso de xenoglosia sensitiva fue el del «príncipe Galitzin» un mesmerista, que hipnotizó a una mujer alemana, que comenzó a contar su vida en el siglo XVIII.
 
La xenoglosia ha sido usada para apoyar la idea de la reencarnación, basándose en la idea de que ésta es la única forma de mantener el conocimiento de un idioma antes de nacer. Las investigaciones científicas sobre la xenoglosia son bastante extrañas, y el catedrático Ian Stevenson, psiquiatra, ha hallado sólo un puñado de casos, entre los casos que Stevenson enumera entre los casos que él considera auténticos e importantes son los siguientes.
  • Swarn Lata Mishra (en Veinte casos que hacen pensar en la reencarnación): Una chica hindú nacida en 1948 y estudiada por Stevenson en 1961, a la edad de entre 4 y 5 años era capaz de cantar canciones en bengalí, e interpretar artísticamente en danza las canciones, ella nunca había sido expuesta a esta cultura, Mishra decía que en su vida anterior había sido una mujer bengalí y que había aprendido a danzar por una amiga, fue descubierta por el catedrático P. Pal de la universidad de Itachuna en Bengal Oeste, y posteriormente el catedrático Stevendson siguió estudiando el tema y tradujo algunas de las canciones, este es tal vez el mejor caso de la xenoglosia recitativa.
  • Uttara Huddar (en Unlearned language: new studies in xenoglossy): Uttara era una mujer en la India que hablaba el dialecto maratí, pero después de estar en coma durante una hospitalización, empezó a hablar en bengalí, ante el desconcierto de los padres.
  • T. E. / Jensen Jacoby: descrito por Stevenson en el libro Xenoglosia: examen e informe de un caso. La paciente "T. E.", un ama de casa estadounidense de 37 años, quien ―según Stevenson― le pidió que no revelara su identidad. Stevenson la estudió entre 1958 y 1959. Ella, mientras estaba bajo un tratamiento de hipnosis realizado por su marido, se describía como una campesina sueca de 17 años del siglo XVII, llamada Jensen Jacoby, que era capaz de conversar en sueco. Jacoby, como la llamaban, era capaz de dialogar con personas que hablaban sueco por el tiempo que quisieran; aparentemente nadie tenía conocimiento de que T. E. hubiese aprendido este idioma alguna vez. Se le enseñaron diversos objetos de la época y todos los identificaba por nombre. Las hipótesis de Stevenson fueron que T. E. padecía criptoamnesia, o que ella estaba poseída por el espíritu de la fallecida sueca Jensen Jacoby o que T. E. había sido Jensen Jacoby.
Gretcher: caso descrito en el libro El idioma no aprendido: nuevos estudios de xenoglosia). Era una mujer estadounidense que fue hipnotizada por su marido, un pastor metodista, y empezó espontáneamente a hablar en alemán. Ella describió la vida de una adolescente en Alemania, y Stevenson, que podía hablar en alemán, fue capaz de conversar con ella.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tódo para el blog